Ganen demócratas o republicanos, las elecciones californianas de hoy 2 de noviembre serán el final de la etapa de Arnold Schwarzenegger como gobernador de un Estado asfixiado por las deudas y el desempleo.

La estrella de filmes como “Terminator” o “Conan” abandona el cargo después de agotar dos legislaturas, es decir, después de haber permanecido en el cargo el máximo tiempo posible de forma consecutiva. Pero se va con unos niveles de popularidad bajo mínimos.

Es un triste adiós para Schwarzenegger cuyo legado de siete años quedará marcado por una crisis económica que puso en evidencia las debilidades del rico Estado de California.

Leer más

Share