CAMBIÓ SU CASA Y EL APELLIDO

El famoso actor (63) parece no tener paz. Ha sido el blanco de las críticas durante las últimas semanas, después de que saliera a la luz una relación con su empleada doméstica, con la cual además tuvo un hijo.

No sólo perdió a su mujer, (55), sino que ahora también su hijo Patrick (17) ha decidido marcharse de casa para irse a vivir solo en un departamento, lejos de su padre y de todo el mal clima familiar que se respira en la residencia de los Schwarzenegger.

Con tan sólo 17 años de edad, Patrick ha decidido separarse de quien hasta hace poco era su héroe, y además se ha cambiado el apellido paterno por el de su madre en su cuenta de la red social . En la misma, el chico afirma que hay días en los cuales se siente “una mierda” y otros en los que “sólo quiere verse como una persona normal”.

María Shriver y sus otros hijos están viviendo en un hotel de Beverly Hills, también con la idea de mantenerse al margen de todas las publicaciones que se generan en los medios con respecto a este drama familiar, que parece haber dejado una cicatriz muy grande.

Es una pena que Arnold haya cometido este error. No sólo ha perdido prestigio como persona, sino que ahora también termina alejado de su círculo familiar y con pocas posibilidades de remendar la relación.

¿Cómo terminará esta historia por demás dramática?

Leído en: starflash.com

Share